Crítica de La lista de Schindler

"

El horror algo de una manera tan clara que se puede oler, sentir, mascar y respirar casi en los 180 minutos de metraje, de una manera patente, que te lleva del suspiro al llanto, del mosqueo al disgusto y que no te deja con la conciencia tranquila."

 


Rafa Ferrer por Rafa Ferrer


cartel de La lista de Schindler

Director: Steven Spielberg
Estreno: 1993-01-01
Genero: Drama

Debo admitir y lo digo casi con verdadero bochorno, que no recordaba si había visto esta película y que cada vez que alguien me hablaba de la obra maestra de Spielberg me encogía de hombros y me rascaba la cabeza pensativo (es que no recuerdo si la he visto) era lo que repetía una y otra vez, asi que como hay que poner remedio a las cosas y hay que ver las películas que no se conocen, hoy que disponía de tiempo más que suficiente (al final de tres horas que dura la misma la he tenído que ver casi en 5) y, claro pues lógicamente me he quedado gratamente satisfecho...

El horror algo de una manera tan clara que se puede oler, sentir, mascar y respirar casi en los 180 minutos de metraje, de una manera patente, que te lleva del suspiro al llanto, del mosqueo al disgusto y que no te deja con la conciencia tranquila, es cierto que películas sobre el holocausto judío se han hecho cientos y que es un tema bastante "mascado" pero esta (realizada en 1993) deja de manera ejemplar el papel de Oskar Schindler, un empresario Aleman que decide agarrar el toro por los cuernos y tratar a los judios como lo que son, personas humanas y no como "animales" (como les trataban los nazis).

Me es complicado hablar, casi con lágrimas en los ojos y con la piel de gallina, después de como me ha dejado esta película, friamente de lo que me ha trasmitido (vaya dos días que llevo !Caramba!) pero sin lugar a dudas hay muchas escenas en las que Spielberg sabe transmitir "algo" que pasa de la pantalla hacia el corazón del espectador y se queda ahí, sentado, callado y de manera patente durante el tiempo de proyección, las caras, los gestos, la esperanza pasajera...

Excelentes las interpretaciones de Liam Neeson, Ben Kingsley y Ralph Fiennes, además de todos aquellos actores (sin nombre) que hacen un GRAN papel (asi, en MAYUSCULAS) por que te dejan con la boca abierta y la carne de gallina durante toda la película. A destacar también la banda sonora de John Williams, que transmite de manera excelente todos los momentos de la película.

Es la típica película que cuando termina "deja poso", vamos como decía mi padre, "que algo queda y eso es lo que importa" sé que tal vez sea de las últimas personas sobre la faz de la tierra que no habían visto esta película, asi que sobran las recomendaciones.