Crítica de Parque jurásico

"

Todo un hito de la historia del cine por el uso que hace del ordenador para recrear criaturas vivas."

 


Ramón  Ramos por Ramón


cartel de Parque jurásico

Director: Steven Spielberg
Estreno: 1993-09-30
Genero: Ciencia Ficción

Parque Jurásico (Jurassic Park, Steven Spielberg, 1993), todo un hito de la historia del cine por el uso que hace del ordenador para recrear criaturas vivas, que supuso un punto de inflexión en la industria de los efectos especiales. Un primer aviso de que algo estaba cambiando lo dio James Cameron en Terminator 2 un par de años antes, con impresionantes transformaciones de metal líquido, pero el paso definitivo fue el poder recrear tejido biológico por ordenador de una forma verosímil. Los dinosaurios virtuales dejaron boquiabierto a todo el mundo.

 

La historia, ya por todos conocida, es la de un millonario que construye un parque temático con dinosaurios creados mediante ingeniería genética. Para obtener el visto bueno del proyecto por parte de los inversores, busca el aval de los especialistas organizando una visita piloto con tres científicos: un paleontólogo, una paleobotánica y un matemático experto en la Teoría del Caos. Naturalmente las cosas no salen como estaba previsto, y empieza el espectáculo.

 

Los debates que pone sobre la mesa son muy interesantes. En una secuencia en la que están comiendo cada uno expone sus pegas al gran proyecto: el hecho de no respetar las leyes naturales, el ansia de conseguir algo rápidamente sin pararse a pensar en si se debe hacer o no, o la incertidumbre de cómo pueden reaccionar al entorno actual unos animales extintos hace millones de años, son apuntes que van haciendo los tres científicos. 

 

En una escena anterior los protagonistas presencian un vídeo creado para las visitas de turistas en el se explica de una forma muy didáctica y simplificada el proceso genético por el que se llegan a crear los dinosaurios. Expone de forma muy visual cómo el ADN de dinosaurio se extrae de la sangre de mosquitos prehistóricos que picaron a los dinos y ahora se encuentran fosilizados en ámbar. De ahí se extraen secuencias genéticas incompletas que los ingenieros complementan con ADN de anfibios actuales. Desde un punto de vista de divulgación científica el vídeo es excelente, así como, en general, la capacidad de síntesis demostrada en el guión de David Koepp para condensar al máximo la esencia de la base científica desarrollada en la novela de Michael Crichton, de forma que cualquiera pueda entender en pocas palabras de qué van la teoría del Caos y la ingeniería genética. 

 

La tecnología de hoy en día no permite llegar a hacer esto posible en la realidad, pero teóricamente, con los avances tecnológicos adecuados, podría ser factible en un futuro. Si algo hace fascinante los relatos de Michael Crichton es que todas sus novelas están muy bien documentadas y las posibilidades de que esa ficción científica pudiera ser real algún día da que pensar y es motivo de debate, especialmente desde un punto de vista ético: ¿el hecho de poder hacer algo nos da derecho a hacerlo? ¿Se debe hacer algo por el mero hecho que sea posible? Personalmente pienso que el típico argumento de "lo hago porque puedo" a veces resulta peligroso. Como dice el personaje del matemático Ian Malcolm, interpretado por Jeff Goldblum, "les preocupaba tanto si podían o no hacerlo que no se pararon a pensar si debían".


lo mejor Lo mejor de "Parque jurásico"...

Los efectos especiales y el pulso narrativo de Spielberg.

lo peor Lo peor de "Parque jurásico"...

El mensaje de debate ético sobre el uso de la tecnología, a pesar de estar presente, queda muy diluido en el espectáculo digital.

Critica de "Parque jurásico" publicada el 2012-02-11
Ver más críticas de Ramón Ramos