Crítica de Los descendientes

 
"

Solo George Clooney "



Más criticas de Los descendientes



Natalia Marcos por Natalia Marcos
RSS: suscribir a RSS



cartel de Los descendientes
ver cartel

Director: Alexander Payne
Estreno: 2012-01-20
Genero: Drama



Una gran interpretación de George Clooney, como nos tiene acostumbrados en los últimos tiempos, en camisa hawaiana corriendo y angustiado por las calles y playas de Hawai. Más o menos ese es el resumen de Los descendientes, la película que consiguió el Globo de Oro al Mejor Drama este año. Realmente, resulta difícil, incluso imposible, pensar que este año no se haya producido en Hollywood ningún drama mejor que este filme. Imposible.

Los descendientes es una historia de sentimientos, que pretende tocar la fibra. Es verdad que puede que lo consiga, pero lo hace con una historia sin apenas argumento que sigue un momento especialmente crucial en la vida de un hombre (Clooney), protagonista y centro de todo en la película. Casualidades del destino, su vida cambia en el momento en que su mujer se queda en coma tras un accidente en lancha y él y sus primos deben decidir qué hacen con el último terreno virgen hawaiano que les queda de la herencia de sus tatarabuelos.

Mientras, cómo no, este hombre que nunca ha ejercido realmente como padre tendrá que hacerse cargo de sus dos hijas, que afrontan la tragedia de diferente forma. Además de hacer frente a un secreto que le ocultaba su mujer y que será determinante en las decisiones que tenga que tomar en esos días. Todo esto con música hawaiana de fondo y muchas camisas de flores.

Está claro que el objetivo de esta historia es el lucimiento de George Clooney. No hay mucho más. A la cinta le sobra metraje por todas partes y le falta sustancia. Pero Clooney demuestra no solo que sabe actuar muy bien, sino que lo sabe hacer incluso en camisa hawaiana.

Más allá de la interpretación de Clooney, queda poco. Sí, es una película sobre sentimientos, sobre cómo puede cambiar la vida en poco tiempo y sobre cómo afrontarlo. Pero Los descendientes sabe a melodrama de sobremesa, poco más. ¿Merece la pena? Ver a Clooney siempre merece la pena. Pero poco más.

 


lo mejor Lo mejor de "Los descendientes"...

Clooney

lo peor Lo peor de "Los descendientes"...

La cansina música hawaiana, la duración y, sobre todo, la falta de sustancia

Critica de "Los descendientes" publicada el 2012-02-29
Más críticas de Natalia Marcos