Crítica de 187

"

Dura película sobre un profesor con fuertes ideales didácticos que tiene que encauzar a unos estudiantes de instituto. Bastante tensa, dura y con un final muy emotivo, aunque se hace un poco pesada. Para verla una vez y no más. "

 


Tito Chinchan por Tito Chinchan


cartel de 187

Director: Kevin Reynolds
Estreno: 1997-11-17
Genero: Drama

Director: Kevin Reynolds.
Duración: No llega a las dos horitas.
Estreno: 17 de noviembre de 1997.
Espectadores: 31.468 seres humanos.

Hay un género cinematográfico que me encadila aunque, afortunadamente, no existe una verdadera cantidad de películas del mismo, y es el estilo porfesor que quiere salvar a alumnos descarriados en barrios conflictivos de los EEUU. No me refiero al tipo de "Los chicos del coro" (que bonita, y qué banda sonora), ni siquiera a "El club de los poetas muertos" (oh, mi capitán, mi capitán), si no al tipo "El rector" (con James Belushi defendiendo su escuela). Los pelos como escarpias y aún no he empezado ni a hablar de la peli del día, que no es otra que "One Eight Seven" un código de la policía que significa homicidio (no me seais catetos y leáis cientoocheta y siete como yo).

La película trata sobre un timorato profesor que trabaja en el instituto más duro del los EEUU dando clases de ciencias. Un pequeño incidente con un alumno al que catea le lleva a pedir una baja de 15 meses, además de perder su puesto de trabajo. Así qué, pasado ese periodo, entra en otro instituto para hacer una suplencia. Al principio, los recuerdos se le agolpan y se siente flojo, pero poco a poco va logrando que ese cúmulo de futuros y presentes delincuentes aprendan un poquito.

Empecemos diciendo que nada más terminar la película cogí la espada y me fuí a liberar Escocia, que coger una tiza e irte a enseñar zoquetes queda mucho menos poético. Qué finalón más lagrimógeno, como lo gozé. Ya he advertido que este género me gusta, ¿no? Bueno, el argumento es el que más o menos conocemos, con la salvedad que algunos alumnos conflictivos empiezan a tener accidentes y planea sobre Trevor Gardfield (el profesor) la sombra que él pueda estar tomándose la justicia por su mano. El papel del profe lo asume Samuel L Jackson y creo que no lo termina de bordar, no se si aposta o qué, pero no te metes en sus carnes. En cambio si que consigues hacerte cargo de la situación, con lo que pasas un rato tenso y a la vez disfrutas de la historia.

Resumiendo, dura película sobre un profesor con fuertes ideales didácticos que tiene que encauzar a unos estudiantes de instituto. Bastante tensa, dura y con un final muy emotivo, aunque se hace un poco pesada. Para verla una vez y no más.

Nos podrán robar la tiza, pero nunca nos quitarán la pizaaaarraaaaa!!!!!

Besitos.

P.D: La media de edad de los institutos americanos es de 28 y la altura mínima 1,75, amén de tener biceps como patas de gorrino, que no sepais.
P.D.2: La escena de mover las falanges es de un hijoputismo total, me encantó.

lo mejor Lo mejor de "187"...

El climax final.

lo peor Lo peor de "187"...

Que es imposible que en España nos creamos un sistema educativo así.

Critica de "187" publicada el 2007-12-15
Ver más críticas de Tito Chinchan