ir al especial

Crítica de Fucking amal

"

Interesante película co-producida por Suecia y Dinamarca, realizada de forma más bien áspera y rudimentaria en el aspecto técnico (rodada en 16 mm), pero honesta y creíble al cien por cien."

 


Iñaki Bilbao por Iñaki Bilbao


cartel de Fucking amal

Director: Lukas Moodysson
Estreno: 1998-02-01
Genero: Drama

En un triste pueblo de Suecia viven dos chicas que estudian en un Instituto. Elin es una joven bonita, rebelde, que sale con muchos chicos, aunque no le gusta ninguno. Trata de no ser como las demás, y tiene ilusiones y esperanzas de conseguir un futuro mejor que el que, sin duda, le deparará el pueblo.

Por su parte, Agnes vive con sus padres y está enamorada en secreto de Elin. No tiene amigos desde que vive en dicho pueblo, a donde llegó hace dos años.
Para conseguir establecer contactos con los demás compañeros, su madre organiza una fiesta en su casa, a donde no va nadie…excepto Elin y su hermana, que van más para beber que a otra cosa.

A pesar de la diferencia de caracteres de las dos chicas, Elin y Agnes se enamoran, pero Elin no se atreve a "salir del armario" por miedo a la repulsa de los amigo/as.

Interesante película co-producida por Suecia y Dinamarca, realizada de forma más bien áspera y rudimentaria en el aspecto técnico (rodada en 16 mm), pero honesta y creíble al cien por cien.

Esto lo consigue Moodysson, su director, gracias a un buen guión, con acertados diálogos (la madre de la chica lesbiana explicándole a su hijo pequeño qué es el lesbianismo) e interpretaciones estupendas.

La puesta en escena es sencilla, pero llena de intensos momentos que mezclan el humor, con la tristeza y desesperación, a la par que las dudas y sentimientos de sus infelices personajes.

Su vacío existencial, producto del hastío del frío y solitario lugar, lleno de desesperanza, les hace iniciar y finalizar relaciones, a veces incluso sexuales, más por acabar con el aburrimiento que por el posible cariño que puedan sentir hacia sus parejas.

El final, quitando el sobrante epílogo, es bueno y dan ganas de aplaudir, en parte por la sencillez de su propuesta y en parte por lo acertado de su discurso, un discurso en todo momento cercano al espectador, que siente que se le está hablando de tú a tú y reconoce a los personajes, por muy alejados físicamente que estén de ellos.
Estimable en verdad, ganó un montón de premios internacionales, sobre todo por parte


lo mejor Lo mejor de "Fucking amal"...

Su credibilidad e interpretaciones.

lo peor Lo peor de "Fucking amal"...

El epílogo. Está claro que sobra.

Critica de "Fucking amal" publicada el 2008-02-01
Ver más críticas de Iñaki Bilbao




Película del Especial "Cine de autor"
"Lo independiente no tiene por qué ser de autor, y lo de autor tampoco ha de ser independiente, por mucho que se empeñen algunos." por Iñigo
  Ir al especial Cine de autor