ir al especial

Crítica de La última película

"

Una película en la que al principio cuesta adentrarse a causa de un comienzo bastante insulso, pero que poco a poco te vas encariñando con ella gracias a la actuación de sus personajes y al buen hacer de Bogdanovich."

 


elprimerhombre por elprimerhombre


cartel de La última película

Director: Peter Bogdanovich
Estreno: 1971-04-11
Genero: Drama

Elprimerhombre ha visto La última película, de Peter Bogdanovich, un film en el que se retrata el tipo de vida de la gente de un pequeño pueblo del Estado de Texas, allá por los años 50, cuando era presidente Harry S.Truman y los chicos se alistaban en el ejército para luchar contra Corea. Una historia nostálgica que presenta a unos personajes aburridos por la vida que llevan, demasiado anclados en el pueblo donde habitan, con un pasado para olvidar, llevando a ciertas mujeres a tener alguna que otra infidelidad.

El eje central de la película es Sonny, un chico interpretado por un jovencísimo Timothy Bottoms, cuya carrera cinematográfica se recuerda por este papel y por el de Johnny cogió su fusil. Su amigo más querido es el que interpreta Jeff Bridges, que con 22 años ya sabía utilizar su talento para hacer papeles creíbles, de ahí que siempre se le haya considerado como uno de los mejores actores de su generación (apareció en una película en brazos de una actriz cuando sólo tenía 4 meses). A ellos se les une el personaje interpretado por Cybill Shepperd (conocida más por la serie Luz de luna), una chica remilgada cuyo deseo más ambicioso es perder la virginidad y hay que destacar que se la ve desnuda varias veces y hasta hace un striptease (si se le puede llamar así) encima de un trampolín en una fiesta nudista. Como actores más veteranos están Ellen Burstyn, que dos años más tarde sería la madre de la niña de El Exorcista, Cloris Leachman, que tres años después sería la ama de llaves de El jovencito Frankenstein y Ben Johnson, que dos años antes había formado parte de aquel Grupo Salvaje de Peckinpah. Estos dos últimos actores consiguieron el Oscar al mejor actor de reparto.

Peter Bogdanovich debutó como actor a los 17 años y dos años después como director de teatro. Entonces fue cuando empezó su amor por el Cine, viendo miles de películas y haciendo las críticas en importantes revistas como Esquire. Y a lo largo de su vida ha publicado libros sobre Alfred Hitchcock y Orson Welles, como también libros de entrevistas con John Ford y Fritz Lang. Y gracias a Roger Corman, debutó como director (durante 5 días) en El héroe anda suelto, con Boris Karloff. Y en 1971 rodó esta película, su mayor éxito. Luna de papel, de 1973, tuvo también bastante éxito de crítica y público, gracias a la pareja Ryan O’Neal y su hija Tatum O’Neal, que consiguió el Oscar con sólo 11 añitos.

 

Dicen las malas lenguas que cuando Bogdanovich dejó a su mujer, Polly Platt, con la que tuvo dos niños, su carrera empezó a decaer. Y no es para menos ya que Platt fue su colaboradora en sus primeras películas y un apoyo en su parte creativa. La culpable de aquella separación fue Cybill Shepperd, cuyas nefastas actuaciones a lo largo de su carrera no ayudaron mucho a Bogdanovich para encontrar el éxito perdido. Hasta llega a retomar a estos personajes, casi 20 años después, en Texasville (1990).

 

También es cierto que algunos críticos piensan que The Last Picture Show (el título original de esta película, que suena mucho mejor que el español) no ha envejecido muy bien, siendo además sus personajes bastante aburridos. Y en parte tienen algo de razón. La película no puede ocultar sus carencias en algunos puntos, sobre todo por culpa de su guión (nunca sabemos nada de por qué Sonny no tiene madre ni por qué no se habla con su padre) y por su montaje. Y su comienzo no puede ser más poco prometedor, con algunos planos cortos innecesarios que deberían haberse eliminado, como unos diálogos aburridos y unas escenas mal conducidas. Aún así, mientras visionas la película vas conociendo más a los personajes y te dejas llevar por situaciones más jocosas que las anteriores. La lograda fotografía en blanco y negro ayuda a que algunos planos impacten por su hallazgo visual y hasta ciertos leves movimientos de cámara demuestran que Bogdanovich aprendió algo después de tantos años viendo cine y sobre todo al estar al lado del maestro Corman. Lástima que el final sea bastante predecible y poco original, no dejando muy buen sabor de boca.

 

En definitiva, una película en la que al principio cuesta adentrarse a causa de un comienzo bastante insulso, pero que poco a poco te vas encariñando con ella gracias a la actuación de sus personajes y al buen hacer de Bogdanovich.

 

Bogdanovich se enamoró de la modelo de Playboy, Dorothy Stratten, pero lloró su muerte ya que fue asesinada por su celoso marido. Esto le provocó un fuerte bache en su carrera. Esta historia la narró Bob Fosse en Star 80 (1983).

Un saludo! 


Critica de "La última película" publicada el 2008-04-11
Ver más críticas de elprimerhombre




Película del Especial "Cine de autor"
"Lo independiente no tiene por qué ser de autor, y lo de autor tampoco ha de ser independiente, por mucho que se empeñen algunos." por Iñigo
  Ir al especial Cine de autor