El final se vuelve algo inocente y utópico, pero aparte de buenos chistes, las canciones y números musicales ya merecen por sí solos la pena. Eso sí, tiene uno que ir con la mente de niño para poder disfrutarla.

★★★★☆ Muy Buena

Happy feet

Uno de los estrenos navideños con más que probable éxito. No en vano al frente está el australiano George Miller, creador y director de “Babe, el cerdito valiente”. Si bien algunos ya sabéis de mi debilidad por el cine de animación infantil, siendo objetivo, tiene historia, música, humor… entreteniendo tanto a niños como adultos. Y gracias al enfoque del baile (es casi un musical) aporta algo nuevo y viejo a la vez, de los clásicos de animación.

No es una peli puramente infantil al estilo de Ice Age, sino que como he dicho, el baile es la piedra angular de la misma, como elemento de comunicación, y con el trasfondo de la famosa frase de Chaplin: Sé tú mismo e intenta ser feliz, pero ante todo, sé tú mismo. Hay cosas en la historia del patito feo, de la peli Billy Elliot, de Darty Dancing, en cuanto al baile, pero luego deriva a la heroicidad propia de los protagonistas de estas historias, todo ello con algo de crítica social en cuanto a las comunidades de hispanos y los elementos diferenciadores.

El final se vuelve algo inocente y utópico, pero aparte de buenos chistes, las canciones y números musicales ya merecen por sí solos la pena. Eso sí, tiene uno que ir con la mente de niño para poder disfrutarla, porque si no, las casi dos horas a más de uno se le hará larga.
Lo mejor: Secuencias de baile, las canciones y la música.
Lo peor: Final mal resuelto.
publicado por Calaf el 9 diciembre, 2006

Enviar comentario

muchocine 2005-2019 es una comunidad cinéfila perpetrada por Victor Trujillo y una larga lista de colaboradores y amantes del cine.