muchocine opiniones de cinedesde 2005

Asumir “V de Vendetta” como una obra anarquista, resulta poco más que sorprendente

★★★☆☆ Buena

V de Vendetta

Me acabo de enterar de la interesantísima acción perpetrada por el Colectivo de Trabajadores Culturales La Felguera. El pasado 12 de abril, durante la proyección de la película “V de Vendetta”. Activistas de este movimiento anarquista, aprovecharon la distracción de los vigilantes de seguridad en los cines Ideal de Madrid y llevaron acabo la acción de sustituir los folletos informativos de la película, en los que bajo un fondo meramente cinéfilo, se explicaba el argumento de la obra, así como referencias e inspiraciones de esta en otras películas por otros que el colectivo había realizado respetando el mismo formato pero donde habían cambiado el texto, adecuándolo a instruir al despistado espectador de la obra a la que se acercaba a visionar.

Asumir “V de Vendetta” como una obra anarquista, resulta poco más que sorprendente, aún más si tenemos en cuenta que está concebida como la obra de una multinacional que lo único que pretende es enriquecerse utilizando cualquier tipo de pretexto, mientras le mete la mano en los bolsillos a unos espectadores sumidos en la ignominia. Les reproduzco un fragmento del esclarecedor texto realizado por el colectivo:

“… Todo el mundo busca frenéticamente su estilo y su identidad y la falsa creencia en esa supuesta vuelta a la vida interior y a la naturaleza (Soja, zen, cultura oriental…) cuando de lo que se trata es de poner más y mejor nuevos productos de consumo porque el mercado se transforma y se adapta cada vez más velozmente a las nuevas condiciones. Hoy, la rebeldía es otra forma de consumo y “V de Vendetta” es por supuesto, también resultado de esta ecuación.”

No dejen de acercarse a la página del colectivo, donde encontrarán muchos más datos desveladores al respecto de este y otros muchos temas, a parte de poder descargarse en formato .pdf la sinopsis original y la suplantada por el colectivo.
publicado por Sr. Ruso el 14 mayo, 2006

Enviar comentario