Me alegra que todavía haya gente como Miyazaki que sin sensiblerías inútiles y con las dosis justas de amor y dolor se atreva a contar una historia fuera de las corrientes habituales de horror y tragedia sin sentido de muchas películas.

★★★★★ Excelente

El viaje de Chihiro

Ultimamente es díficil que nos sorprendan los libros, el cine o el arte. Parece que el único camino para innovar es ser cada vez más duro en los argumentos y que sólo se pueden decir cosas nuevas a partir del dolor profundo y historias plagadas de violaciones, campos de concentración, dictaduras represivas, incestos, sexualidades fustradas y otros horrores varios de la humanidad. Es necesario esribir sobre todo eso si alguien necesita hacerlo, porque la literatura no debe tener límites ni restricciones y aportan intensas miradas sobre el ser humano, pero no olvidemos que el arte y los lbros se han distinguido por su diversidad y la capacidad de expresión de las diferentes formas de pensar de las personas y el tapiz inmenso de colores del mundo. Aparte del horror existen la compasión, la voluntad, la amistad y… la imaginación. A lo largo de la historia se han creado mundos maravillosos como la Tierra Media y aventuras extraordinarias como la de la Historia Interminable que ,sin ser reales, nos han enseñado mucho más que algunas novelas menos fantasiosas a la hora de afrontar la vida en este mundo tan complejo.

Por eso, el otro día cuando vi el Viaje de Chihiro me pasaron dos cosas. La primera enseñanaza es que el manga, los dibujos animados, pueden aportar al arte y al cine grandes tesoros si son bien utilizados. Hay que asomarse a todo por encima de tópicos, porque quizás me aportó más esta película que determinados libros de intelectuales sesudos. La segunda fue la recuperación de la esperanza de que todavía existe gente que inventa y hace arte con todas sus armas, valiéndose de la imaginación y la creación de mundos nuevos. Viéndola me recordó determinadas etapas de mi infancia y aquellas noches eternas preguntándome que era el pastel de gengibre que tomaban los Cinco.

Me alegra que todavía haya gente como Hayao Miyazaki que sin sensiblerías inútiles y con las dosis justas de amor y dolor se atreva a contar una historia fuera de las corrientes habituales de horror y tragedia sin sentido de muchas películas, libros y arte moderno. No os contaré nada del argumento de la película. El salón de vuestra casa, un sofá mullido, una televisión y un dvd os darán muchas más respuestas que yo sobre ella. Felices fiestas!

Lo peor:

publicado por Juan Fondevila el 28 octubre, 2007
muchocine 2005-2019 es una comunidad cinéfila perpetrada por Victor Trujillo y una larga lista de colaboradores y amantes del cine.