Spielberg: «»A little movie called Once gave me enough inspiration to last the rest of the year”, si a él le parece bien yo no voy a ser quien le lleve la contraria.

★★★★★ Excelente

Once

ONCE, que no tiene nada que ver con el número que va detrás del diez si no con su acepción inglesa traducible como “una vez” y con razón porque películas como esta sólo se ven "una vez cada mucho tiempo", es una perlita.

Al ver la cinta me ha recordado a las películas dogma bien hechas. Es un musical en el sentido amplio de la palabra (nada que ver con los medios y la presunción de Bailando en la Oscuridad) pero un musical diferente y callejero donde los músicos asaltan la acción con tremendas piezas melódicas. No puede ser un gran musical porque la gracia de la película es el ambiente recogido e intimo, en realidad la armonía la consigue siendo una película pequeña, delicada y redonda La deliciosa Banda Sonora es auténticamente perfecta y absolutamente conmovedora. “Falling Slowly”, “If You Want Me” o las divertidas canciones interpretadas en el autobús son joyas musicales para adornar una historia de amor y compenetración sincera, emocionante y conmovedora. Sus actores son auténticamente desconocidos y anteriormente han sido músicos en la calle y con un estilo de cantautor muy arriesgado.

La fuerza de la película se cementa en las interpretaciones de sus protagonistas el irlandés Glen Hansard (músico profesional y líder de la banda The Frames) y la checa Markéta Irglová, una joven instrumentista de diecinueve años. Ambos acores amateurs pero con un amplio bagaje y perfectos para esta historia de amor a la antigua usanza. Guy (marcado así en los créditos mientras ella aparece como Girl y usando curiosamente sus propios nombres reales durante la trama) toca en las calles de Dublín, en la bulliciosa Crafton Street entreteniendo a los irlandeses y turistas en la principal calle peatonal de la capital irlandesa. Su pasión por la música le hace compaginar sus tardes tocando con el negocio familiar y seguir soñando con un lanzamiento profesional hasta que conoce a una chica extranjera con la que inicia una amistad basada en su mutuo amor por la música y que le ayudará a convertir su sueño en realidad. Sin duda con un argumento tan simple consiguen un efecto realmente precioso por la increíble labor de John Carney, director y guionista con algún éxito televisivo en Irlanda pero desconocido en el resto del mundo al menos hasta el momento pero al que hay que seguir la pista después de esta ONCE, en Estados Unidos ha sido ya un rotundo éxito gracias en parte a las inspiradoras palabras de Spielberg: "A little movie called Once gave me enough inspiration to last the rest of the year”, si a él le parece bien yo no voy a ser quien le lleve la contraria.

Lo mejor: Sólo por el plano secuencia de la canción “You Want Me” o por escuchar todas la banda sonora merece la pena.
Lo peor: Que algún insensato se haya empeñado en estrenarla doblada en nuestro país.
publicado por Ana Belén Pacheco el 13 noviembre, 2007

Enviar comentario

Leer más opiniones sobre

muchocine 2005-2019 es una comunidad cinéfila perpetrada por Victor Trujillo y una larga lista de colaboradores y amantes del cine.