muchocine opiniones de cinedesde 2005

Soy Leyenda resulta una película muy estimable durante gran parte de metraje, aunque incapaz de llegar a ese algo más que la convertiría en un clásico de la ciencia ficción.Una lástima,pues su comienzo y la interpretación de Will Smith daban para más

★★★☆☆ Buena

Soy leyenda

Tras mucho tiempo sin escribir por aquí, llega el momento de retornar a la actividad. Y, en vez de comenzar con críticas más antiguas, empezaré directamente por la última película que hemos visto: Soy Leyenda, tercera adaptación al cine de la novela homónima de Richard Matheson.

Si en las anteriores versiones el protagonismo recaía en dos pesos pesados como Vincent Price o Charlton Heston, esta vez el encargado es Will Smith, el único actor hoy por hoy capaz de atraer en masa al público al cine, como ha vuelto a demostrar con el estreno de este film.

Soy leyenda narra cómo tras una epidemia biológica que ha exterminado a toda la población, el último hombre vivo y, por lo tanto, inmune a la epidemia intenta sobrevivir y hallar una cura al mal que él mismo desencadenó, y así poder curar a los seres que habitan en la noche que ya han perdido gran parte de su humanidad.

El comienzo de la película es magistral. El film comienza con una escena de un informativo donde una doctora, magníficamente interpretada por Emma Thompson (en un sorprendente cameo), da a conocer a la población que han encontrado una cura para el cáncer. Tras esta noticia y un fundido a negro, el director nos muestra la ciudad de Nueva York tres años después, totalmente desolada y convertida en una auténtica selva. Sólo el ruido del motor de un coche nos indica que al menos hay un ser humano vivo. Lo que sigue es una insólita escena de cacería, con Will Smith persiguiendo en su coche a una manada de mamíferos herbívoros para darles caza. Apenas han transcurrido 10 minutos de película y el director ha introducido plenamente al espectador en la acción y en la premisa del film. Un comienzo brillante, sin duda de lo mejor visto este año.

Durante el resto del metraje Lawrence muestra su buen hacer tras las cámaras. No es un director de una gran fuerza visual, pero es muy efectivo en su elección de planos, dejándolos respirar, sin atolondrar ni marear al espectador con continuos cambios de plano. De hecho, por su narrativa, Lawrence se muestra como un director de vieja escuela más en la línea de John McTiernam(La jungla de cristal) o Richard Donner(Arma Letal) que de Michael Bay(La Roca).

El guión también se muestra muy efectivo en toda la primera parte del film, transmitiendo perfectamente la soledad del personaje(ayudado sin duda por la gran interpretación de Will Smith y la dirección de Lawrence) y su desesperación. En el lado negativo la inclusión de dos personajes con el relato bien avanzado, que motivan un vergonzante(por fuera de lugar) discurso antirracista y un desenlace demasiado acelerado, casi atropellado. Eso unido a un tópico diseño de las criaturas de la noche(y unos pésimos efectos especiales), echan un tanto al traste el magnífico comienzo del film. Una lástima.

En el plano interpretativo, Will Smith domina la película de principio a fin, en la que puede ser su mejor interpretación hasta la fecha, resultando plenamente convincente en su retrato de hombre solo y atormentado por su error. Sin duda, lo mejor del film junto con su comienzo.

En el resto de apartados la película es irregular, destacando su formidable diseño de producción y su acertada fotografía, siendo muy irregulares sus efectos especiales, capaces de lo mejor: las escenas de Nueva York devorada por la jungla, y de lo peor: las criaturas de la noche. En cuanto a la música de James Newton Howards, sólo comentar que está en un muy discreto segundo plano, un acercamiento muy similar al de Alan Silvestri en Náufrago, film que guarda más de una similitud con éste.

En resumen, Soy Leyenda resulta una película muy estimable durante gran parte de metraje, aunque incapaz de llegar a ese algo más que la convertiría en un clásico de la ciencia ficción. Una lástima, pues su comienzo y la interpretación de Will Smith daban para más. Aun con todo, un film recomendable cuyos 100 minutos pasan volando.
publicado por José Córdoba el 14 enero, 2008

Enviar comentario