¿Titiriteros del futuro?. Mostow director de la tercera parte de Terminator vuelve a insistir con la ciencia ficción con Bruce Willis nuevamente en un rol de un atormentado hombre.

★★★☆☆ Buena

Los sustitutos

"Los sustitutos" esta situado en medio de la temática de la vida artificial en sumo extremo. Aplicar principios biológicos a sistemas computacionales para la resolución de problemas es el negocio que retrata el film. Pero no profundiza en problemas éticos aunque los tiene implícitos en mensajes subliminales acerca de tener un sustituto o replicante que nos podría permitir arriesgarnos más, vivir con mayor intensidad pero desde la comodidad del hogar, controlando a mi otro yo mas atlético y bello desde los dispositivos del hogar.  Algo totalmente opuesto a como hoy concebimos la vida, el envejecimiento y lo efímeros que somos. La apertura de la cinta hace mención a lo rápido de la evolución tecnológica y como la inteligencia artificial avanza a pasos agigantados donde los robots en todas las industrias son palpables. ¿Acaso ya no vivimos de cierta forma tan lejos tan cerca con Facebook,  Twiter, comunicándonos a distancias no cara a cara aunque estemos en la misma ciudad con las otras personas?, ¿ Somos ya titiriteros donde movemos emociones y manipulamos con un solo  clic a las personas?. Esta es la cuestión donde pone las alarmas la cinta, quizás los más loable, ante lo predecible del guión pero que al menos entretiene su propuesta y tiene una apertura notable con imágenes semi-documentales extraídas de noticieros creados donde la vida artificial se hacia más patente en los últimos años.  

Willis encarna a Tom Greer, un atormentado agente del FBI que perdio a un hijo. Situado en el futuro cercano situado cuando más del 98 por ciento de la población se queda en casa mientras que sus sustitutos robóticos o replicantes, que son  más jóvenes y encargados por catálogo,  son los que se encargan de trabajar, seducir  mientras que el original solo disfruta mentalmente con ellos en sus asientos. Se ve envuelto en una espiral de espionaje cuando comienzan a asesinar a los sustitutos y sus propietarios simultaneamente con una misteriosa arma. El también tiene su réplica  que es más joven y se arriesga en la calles. Las empresas a cargo de construir estos robots abastecen al ejercito de soldados del futuro y tienen algo que ver en ello y  tienen una contraparte con una tribu que lucha contra los sustitutos, conduciendo a una carrera contra el tiempo para salvar a la raza humana. Tres versiones de los confusos hechos expuestos donde nada parece ser real y que deben ser aclarados a la brevedad.

Ante las  deficiencias de entramado del guión Mostow recurre a impresionar al público visualmente, con estética y fotografias adecuadas y una que otra secuencia de acción acertada. Los sustitutos parecieran retocados con photoshop, hermosos sin defectos físicos perio casi inexpresivos y de mirada fría. La cinta corre paralela a algo así como "The Matrix», sentado en el sofá y viviendo una vida prestada donde casi todo es posible gracias al potencial ofrecido por los replicantes y con una aura de “Minority Report” de Spielberg. Los autores del guión son John Brancato y Michael Ferris que crearon el dopcumento a partir de la novela gráfica de Robert Venditti y Brett Weldele. El director Jonathan Mostow al parecer le quedo gustado la ciencia ficción después de dirigir Terminador 3. Capítulo aparte para Bruce Willis, lo mejor del film nuevamente. Desde Pulp Fiction, El Sexto Sentido y Unbreakable o Sin City de Robert Rodríguez, viene demostrando que es un actor de carácter aunque algunos lo tachen de "cara de palo"(sin expresión). Le sientan bién los hombres atormentados y que pueden luchar para cambiar el destino de muchos.
publicado por David Lizana el 16 noviembre, 2009

Enviar comentario

muchocine 2005-2019 es una comunidad cinéfila perpetrada por Victor Trujillo y una larga lista de colaboradores y amantes del cine.