muchocine opiniones de cinedesde 2005

Eden Lake (que puede incluirse en una nueva ola de terror realista y sucio), es, a mi juicio, una de las mejores películas que ha dado el género en los últimos tiempos.””

★★★☆☆ Buena

Eden lake

Distinguida con la Mención Especial del Jurado en la pasada edición del Festival de Sitges, la película Eden Lake supone el debut como realizador del guionista británico James Watkins (My little eyeLa cámara secreta-), responsable también del libreto del filme.

La premisa argumental de este thriller polémico (por la crudeza de algunas imágenes) y angustioso es sencilla: una pareja decide pasar un fin de semana en un bucólico lago alejado de la gran ciudad. Steve, personaje interpretado por Michael Fassbender, planea pedirle matrimonio a Jenny, una atractiva (aunque por el cartel no lo parezca) Kelly Reilly, mientras ambos disfrutan de un par de días buceando y tomando el sol. Estas breves vacaciones, sin embargo, se ven empañadas por la presencia en el mismo lugar de una pandilla de insolentes quinceañeros. Lo que comienza como una discusión casi banal, pues el origen de la misma está en el excesivo volumen de la radio que portan los adolescentes, concluye con una inesperada explosión de insania y crueldad.


A lo largo de los escasos noventa minutos que dura el metraje, Watkins juega con la idea de la violencia como una especie de virus, de enfermedad contagiosa que se propaga con inusitada rapidez. Propone una versión extrema (y literal) del homo homini lupus. El concepto clave es que todo individuo posee, en mayor o menor medida, el instinto de destruir la vida ajena. Y ese instinto letal sale a relucir cuando se dan las condiciones oportunas. Aquí no hay sádicas familias mutantes (Las colinas tienen ojos), ni monstruos de ultratumba ocultos tras máscaras de hockey (Viernes 13) o disfraces de carnaval (La noche de Halloween). En este filme el depredador puede ser cualquiera, desde un escolar (durante algún pasaje resulta inevitable pensar en El señor de las moscas) hasta la más complaciente ama de casa.


Cuestiones filosóficas al margen, uno de los aspectos reseñables de la película es la fácil empatía del espectador con la pareja protagonista (¿qué adulto no se ha exasperado alguna vez en la playa o en el cine, por ejemplo, con el mocoso de al lado?). Asimismo sobresale el escenario de la trama: un espeso bosque (idóneo para crear la atmósfera que requiere una obra de estas características) donde unos y otros juegan al gato y al ratón. También hay algún apunte psicológico interesante (la presión que ejerce un grupo o una comunidad para controlar la conducta de sus miembros, sin ir más lejos).

Por otro lado, en la parte negativa, el novel director a veces tensa demasiado la cuerda de los acontecimientos, con la consiguiente pérdida de credibilidad en determinadas escenas. Aún con esto, Eden Lake (que puede incluirse en una nueva ola de terror realista y sucio, a la que pertenecen también las recientes adaptaciones cinematográficas de dos novelas de Jack Ketchum: La chica de al lado y Red), es, a mi juicio, una de las mejores películas que ha dado el género en los últimos tiempos.

Lo mejor: La empatía del espectador con la pareja protagonista.
Lo peor: La falta de verosimilitud de algunas escenas.
publicado por Joaquín Torres el 26 noviembre, 2008

Enviar comentario

muchocine 2005-2019 es una comunidad cinéfila perpetrada por Victor Trujillo y una larga lista de colaboradores y amantes del cine.