muchocine opiniones de cinedesde 2005

El que quiere seguir manteniendo vivas las esperanzas de que el cine de terror todavia puede asustar sin necesitar de mucha sangre, sexo, dialogos estupidos, situaciones atipicamente innecesarias, tiene aqui una excelente dosis.

★★★★★ Excelente

Arrástrame al Infierno (Drag me to Hell)

Sam Raimi es un director que se dió a cononcer para la mayoria de la masa cinéfila con las tres pelis que conforman la saga (hasta ahora, por que programaron una 4º!) del quizas más popular personaje que tiene la Marvel en sus viñetas que es el genial "Spiderman". Con esos proyectos, Raimi se saco una espina un poco molesta que lo venia acechando desde hace ya un tiempo, y eran precisamente las ganas de dirigir las aventuras de algún personaje surgido de los comics. Precisamente, Raimi ama a los comics, y es por eso que varios años atras, antes de encarar al personaje de la Marvel, propuso llevar adelante una producción cinematográfica de un personaje de DC Comics, pero estos le dieron un rotundo NO, lo que llevo al director a crear ni más ni menos a un personaje identico, pero de orígen distinto. Si, si se estan pregutando si ese personaje es "Darkman" creanlo por que es asi. Para muchos una buena peli pochoclera protagonizada por Liam Nesson y nada más. Para otros, representa algo más.

Pero hay que adentrarse mucho más atras en la carrera de Raimi para descubrir sus verdaderos primeros pasos cinematográficos, y dejando de lado algunos pequeños y bizarros proyectos, aparece en el año 1981 su gran ópera prima, la genial "Evil Dead", protagonizada por Bruce Campbell, colega y amigo de toda la vida de Sam Raimi. Fue tal el fúror causado por aquella novedosa peli que combinaba el terror con un toque fantástico y humoristico, y a su vez litros de sangre, que años más tarde, precisamente en 1987, aparecería lo que hoy es un Clásico inconfundible para todo amante del cine de terror; "Evil Dead II" conocida acá como "Noche Alucinante".
Ahi, en esos momentos, Sam sin pensarlo se estaba metiendo en los bolsillos a miles y miles de personas por medio de una peli que forma parte de un selecto grupo a las cuales si o si hay que ver antes de dejar este mundo. Es asi, por más drástico que suene.

En 1992, finalmente y para tristeza de muchos hasta hoy, Sam le ponía fín a aquella historia de Ash con "Army of Darkness" una peli que si bien tenia lo caracteristico de Raimi, no igualaba a la segunda entrega. De todas formas, la historia ya estaba escrita, y por muchos años quedaria en la mente de todos los amantes cinéfilos el genial trabajo de este amante

Luego paso todo lo que paso, como ya les comente en el primer párrafo de esta crítica hasta que finalmente hoy en este pauperrimo año 2009 Sam volvió con todo al genero que lo posicionó en el corazón de todos nosotros como uno de esos grossos para contar historias terrorificas, brindarnos una historia genial y por sobre todo regalarnos una experiencia maravillosa dentro de la sala de un cine.

Lo primero que hay que decir con respecto a este último film de Raimi es que existe una notable diferencía entre lo que es un "autohomenaje" y un "regreso a las raices". Creo que el dire se inclinó más hacia la segunda opción, agregando quizas algunos detallecitos que todo seguidor de su filmografía estara contento de ver, pero no mucho más. O sea, Raimi no nos trajo aca una versión femenina de "Evil Dead", pero varios de los detallecitos (por más pequeños que sean!) del éxito de aquel film estan presentes en esta historia, para como dije antes, recordarles a los fans los buenos momentos de esas historias.

Lo que propone acá con "Arrástrame…" es una historia de terror hecho y derecho, que no pierde tiempo en vueltas o situaciones innecesarias, como estamos acostumbrados lamentablemente a ver en la mayoria de las producciones recientes dentro del genero. Apenas inicia el film queda marcadó el camino que seguirá hasta su conclusión, y de ahi en más no para, no se toma un solo segundo de respiro con tal de brindarnos sustos por doquier.
Despúes de ver tantas payasadas como "The Unborn", "Friday the 13th", etc, etc, es realmente gratificante ver una peli que se supera a si misma escena tras escena con tal de brindarnos un susto cada vez mayor, sin caer en repeticiones ni mucho menos en los típicos y frecuentes "gags" del malgastado cine de terror para nuestros días.
La peli sinceramente, si no te esta haciendo saltar de la bútaca en una escena, se esmera por ponerte la piel de gallina y darte el batacazo. Casi diriamos de ignorantes, una mezcla génial de súspenso y terror a fúll, pero claro, si generealizamos esta mucho más presente el segundo genero.

Es gracioso, por lo menos para mi, ver como reaccionan las distintas personas en la sala viendo este film. Por un lado van a estar los fans de Raimi que obviamente al igual que el resto la van a pasar bomba, pero en algun momento van a largar una carcajada o dejan caer una sonrisa. Distinto pasa con los que no conocen mucho al dire, y quedan pasmados al ver algunas de las terrorificas, pero también cómicas y casi patéticas secuencias que conforman al film. Lo mejor de todo es que se asustan y mucho más!! Jejeje, estan tan mal acostumbrados los niños de hoy en día.

En cuanto a esto, una pequeña objeción es que la gente de Universal haya decidido hacer de este producto algo más comercial, y por ese motivo el tijeretazo para la calificación P-13 se nota un poco. Ojalá que podamos ver un "Director´s Cut", que solo seria como la frutilla del postre, no cambiaria mucho.

Otro de los aspectos positivos y que tienen el sello caracteristico de Raimi, ademas de la historia que no posee ni fantasmitas vengativos, ni herencias familiares o geneticas malditas, sino verdaderos monstruos y demonios, es que decidió llevar adelante las escenas de terror de la mano del genial grupo de trabajo de Greg Nicotero. O sea, a la vieja escuela, con maquillaje, muñecos y litros y litros de la tan fámosa (y dulce, según dicen) mezcla de donde surge la sangre.
Lo hecho por Nicotero y sus chicos, nuevamente como nos tenian acostumbrado hasta hace un tiempo, es para aplausos bien fuertes. Lo que hicieron con Lorna Raver, quien interpreta a la gitana del fílm es asomobroso, y solo se compara con una transformación como la de Charlize Theron en "Monster", o la de la niña de los Medeiros en "Rec". Impresionante el labúro que lograron. Hay escenas donde más de uno va a correr la mirada de la pantalla, pero va a querer ver igual las asquerosas secuencias que la tienen com protagonista a esta "viejita".
Y por si fuera poco, asi como Quentin Tarantino tiene su obsesión con los dedos del píe, Sam tiene una obsesión con los ojos, por lo que no se sorprendan ni se asusten con los primerisimos planos de los protagonistas, y alguna que otra escena genial del film.

Ahora bien, si hay alguien que la puede haber pasado mal con esta peli esa es sin dúdas Alison Lohman quien (ya van a ver por qué les digo) literalmente piso el infierno. Hay escenas en donde realmente la debe haber pasado muy pero muy mal con las asquerosidades y a las rigurosas escenas físicas que exigía su personaje. Y es precisamente por ese motivo que se destaca y se agradece que una actriz de estas caracteristicas encare un proyecto asi, ya que nos tramite a nosotros los espectadores la sensación de que en ningun momento nos estan tomando el pelo. Realmente impecable lo hecho por Lohman.
El resto del elenco, sacando a Raver y la rubia protagonista, cumple con lo planteado por el guión, y a su vez trasmiten una cierta tranquilidad al demostrarnos que nadie quiere ser "más que", o tener más camara. Simplemente un laburo impecable en este aspecto.

Casi finalizando, nuevamente destacar a Christopher Young por sus excelentes partituras que musicalizan el film, pero también a los responsables de que el main theme de la peli sea ni más ni menos que el trabajo del argentino Lucio Schifrin para la peli de "El Exorcista", que finalmente quedó relegado por decisiones fuera de lo común. Salvado este tema que musicaliza casi todo el film, lo hecho por Young sin embargo sigue siendo correctisimo y bien digno y típico de los films de Raimi.

Finalizando entonces, no tengan ninguna dúda de que este film es uno de los mejores del año por volver a dejarnos experimentar el miedo y los tipicos saltitos de butaca que desde hace ya un tiempo atras perdimos, vaya a saber uno por qué.
El que quiere seguir manteniendo vivas las esperanzas de que el cine de terror todavia puede asustar sin necesitar de mucha sangre, sexo, dialogos estupidos, situaciones atipicamente innecesarias, tiene aqui una excelente dosis de esperanza.

El cine de terror todavía, sigue vivo y de la mejor manera.
Lo mejor: El regreso de Raimi al genero que lo vió nacer y lo convirtió en el gran director de entretenimiento que es hoy.
Lo peor: Que la gente de Universal haya decidido que esta peli tenia que ser P-13 y asi recortar un poco el metraje en la edición. Igual, habrá
publicado por Facundo Ramos el 20 agosto, 2009

Enviar comentario

Leer más opiniones sobre

muchocine 2005-2019 es una comunidad cinéfila perpetrada por Victor Trujillo y una larga lista de colaboradores y amantes del cine.