La película transcurre con un ritmo muy pausado y reflexivo.

★★★★☆ Muy Buena

Mas alla de la vida (hereafter)

La cita anual con el veterano Clint Eastwood, nos trae en esta ocasión Más allá de la vida (Hereafter), un drama de tres historias entrecruzadas que tienen en común a personas que han pasado por alguna experiencia con la muerte. La película comienza con una periodista francesa que sobrevive a un tsunami pero que ha tenido un contacto con el más allá, y a partir de esta traumática experiencia su vida cambia. Por otra parte en San Francisco se desarrolla la historia de un médium que tiene el don de contactar realmente con los difuntos, pero que para él supone una maldición ya que quiere llevar una vida normal y no puede. Finalmente en Londres un niño tímido e introvertido sufre la pérdida de un ser querido  y busca la forma de entrar en contacto con él.

 

La película transcurre con un ritmo muy pausado y reflexivo, quizá demasiado en algún momento. Empieza muy fuerte con la escena del tsunami y luego va bajando la intensidad pero no vuelve a recuperarla en ningún momento, y ese es quizá el punto que hace que la película no sea del gusto de todos ya que para algunos puede resultar un poco pesada. Tiene varios momentos importantes pero están demasiado dispersos a lo largo del metraje. El tema central es la muerte, pero tangencialmente se tocan otros temas interesantes como lo efímero de la fama, la hipocresía de la sociedad, la soledad de quienes son diferentes y no encajan en la corriente social predominante, e incluso la fortaleza de los lazos familiares.

 

Con respecto a los intérpretes todos están muy bien, especialmente Matt Damon, que transmite mucho con una interpretación de emoción contenida. Además su personaje tiene más cancha para lucirse esta vez, ya que en su anterior trabajo a las órdenes de Eastwood, Invictus, la estrella era con diferencia el presidente Mandela magistralmente interpretado por Morgan Freeman. Pero volviendo a lo que nos ocupa este año, es también digno de mención el niño, Frankie McLaren, que transmite bastante y tiene escenas muy meritorias. En determinados gestos de los actores y en el uso de claroscuros para fotografiar algunas secuencias, es donde se ve el sello de su autor, los rasgos característicos del cine de Eastwood.

La película ha sido producida por Steven Spielberg, una colaboración que ya habían tenido ambos cineastas en la dilogía bélica formada por Banderas de nuestros padres y Cartas desde Iwo Jima. Más allá de la vida no llega a la intensidad de Gran Torino pero es en general una muy buena película.

Lo mejor: La escena del tsunami y la interpretación de Matt Damon.
Lo peor: El ritmo no es apto para todos los gustos.
publicado por Ramón Ramos el 1 febrero, 2011

Enviar comentario

Leer más opiniones sobre

muchocine 2005-2019 es una comunidad cinéfila perpetrada por Victor Trujillo y una larga lista de colaboradores y amantes del cine.