Tarantino y Robert Rodríguez pasandoselo en grande haciendo el cine con el que crecieron.

★★★★☆ Muy Buena

Abierto hasta el amanecer

Reparto: George Clooney, Harvey Keitel, Juliette Lewis, Quentin Tarantino, Salma Hayek, Fred Williamson, Cheech Marin, Danny Trejo, Tom Savini, Michael Parks, John Saxon, Kelly Preston
Robert Rodríguez y Quentin Tarantino se conocieron en 1992, cuando coincidieron con sus respectivos Films de debut en el Festival de cine de Toronto. Desde ese instante surgió una amistad que terminó consolidándose definitivamente en Abierto hasta el amanecer, una película escrita por Tarantino y dirigida  por Rodríguez. Palabra de Rodríguez: «Queríamos que fuese como una película de exploitation de los setenta. Por eso cogimos a todos esos tíos como Fred Williamson, Tom Savini, Michael Parks, John Saxon, etc….».
Sinopsis: Los hermanos Gecko, Seth y Richard, dos peligrosos criminales, se dirigen a la frontera de México escapando de la policía. En su huida utilizarán la caravana de la familia Fuller, tomando al pastor Jacob y a sus dos hijos como rehenes. Los cinco viajeros, llegan hasta “La Teta Enroscada”, un siniestro local donde espera el contacto de los hermanos Gecko.
Crítica: El film tiene dos partes perfectamente diferenciadas, en el primer tramo, como es habitual en Tarantino, asistimos a la  presentación de personajes a través de diálogos cojonudos, y a los 10 minutos de metraje tras la divertidísima escena del bar de carretera (donde por cierto aparece por primera vez el ranger Earl McGraw, interpretado por Michael Parks que después aparecería en Kill Bill, Planet Terror y Death Proof. Quien se lo iba a decir a el cuando actuaba 5 minutos en una película de bajo coste para dos frikies!!) ya sabemos el carácter de cada uno de los hermanos Gecko (George Clooney y el propio Tarantino) y a lo que se dedican por los desiertos de Texas.
Más tarde, nos presenta a la familia formada por un padre (Harvey Keitel), y sus dos hijos (Juliette Lewis y Ernest Liu), también muy bien descritos los personajes, el padre está en plena crisis de fé tras la muerte de su mujer, el hijo es un guitarrista chino (para Clooney es una jodida mierda amarilla jejeje) y la hija es una adolescente con ganas de ser mayor.
Tras la presentación de personajes principales los Gecko toman como rehenes a la familia para que les ayuden a cruzar la frontera a México prometiéndoles que les dejaran libres cuando lo consigan. Tiempo que aprovecha Tarantino para meter más diálogos ingeniosos, su fetiche de pies y llevarse una culatada por pesao.
El caso es que lo consiguen y el lugar de reunión con un tipo que le garantiza seguridad para lo cual hay que darle el 30% del botín, se trata de !!!La Teta Enroscada!!!.Tras alguna que otra discusión y algún que otro whisky asistimos al clímax (nunca mejor dicho) de la primera parte, con un baile muy muy lascivo de Salma Hajek con serpiente al cuello incluida…. Dicen que el balie fue improvisado por la propia Salma porque Rodríguez le dijo: “yo no tengo dinero para una coreografía, eres actriz, improvisa”. Decir que el baile no estaba escrito en un principio en el guión pero Tarantino lo metió con calzador para que se luciera Salma y ya de paso que el le chupara un dedo de sus ansiados pies…
A partir de aquí empieza la segunda parte de la película, donde unos espectadores saldrán corriendo al ver esto, miraran hacia todos los lados por si se trata de una cámara oculta y otros disfrutaran como enanos. Yo, lo confieso primero miré hacia todos los lados y después me lo pase muy, pero que muy bien. Se convierten todos en vampiros y empiezan a rodar cabezas, saltar por los aires, ríos de sangre verde (para que no hubiera censura), y mucho más. También se presentan dos nuevos personajes, el veterano de Vietnam, que a mí personalmente no me cae bien y me hace daño a los ojos cada vez que sale en pantalla y el mítico Sex-Machine con su arma escrotal y su látigo.
Entonces asistimos a una divertida escena donde los supervivientes se arman para combatir a los vampiros con atención: una pistola de agua bendita con condones rellenos de agua bendita como granadas para el hijo chino, ballesta para la hija, estaca unida a un destornillador gigante para Clooney y rifle con bate de béisbol formando una cruz para el padre. En fin muy divertida.
Opinión personal: creo que es una película que hay que ver si o si, a mí me encantó pero también tengo que decir que por muchas veces que la vea siempre me choca el cambio de género. Tarantino escribió un giro de guión que no escribiría nadie y por eso es Tarantino.
Nota: 8/10 porque es un divertimiento muy bueno y la primera parte está muy bien hecha con todo lo característico del cine de Tarantino porque es una de mis películas favoritas y por la frase final de Clooney a la chica con un síndrome de Estocolmo como un castillo: “seré un cabrón, pero no soy un puto cabrón.”

Lo mejor: Cuando se rearman en el sotano.
Lo peor: El cambio brusco de género que llega realmente a impactar a muchos

publicado por Diego Sánchez García el 4 noviembre, 2011
muchocine 2005-2019 es una comunidad cinéfila perpetrada por Victor Trujillo y una larga lista de colaboradores y amantes del cine.