Una divertidísima y alocada propuesta pancartística

★★★☆☆ Buena

El mundo es nuestro

El mundo es nuestro es el debut en la dirección de Alfonso Sánchez, una divertidísima y alocada propuesta pancartística que sirve como grito protesta de los ciudadanos españoles. Una película hecha a medida para los tiempos que corren, donde la crisis y la corrupción ocupan las primeras páginas de los periódicos. Para ello, el director (y también guionista y actor) creó a dos entrañables piltrafas, el Culebra y el Cabesa, personajes sacados de una exitosa webserie distribuida a través de internet. Para así de algún modo poder realizar algún día el primer largometraje español financiado en parte mediante el método crowdfunding.

Un eco poquerillo y macarrilla de aquella película magistral de 1975 dirigida por Sidney Lumet. Me estoy refiriendo, como no, a Tarde de perros. La película tiene ritmo, fuerza, mala leche y mucho humor negro y absurdo, tanto es así que es inevitable que al espectador se le desencaje la mandíbula de tanto reír. Porque la historia no es para menos: dos delincuentes de tres al cuarto pretenden robar un banco vestidos de nazarenos (uno negro y el otro blanco). Aun así, la película no solo está para echar unas risas, sino también para ver la desesperada realidad de algunas personas.

Lo peor:

publicado por Ángel López Gallego el 24 noviembre, 2012
muchocine 2005-2019 es una comunidad cinéfila perpetrada por Victor Trujillo y una larga lista de colaboradores y amantes del cine.