No hay nada interesante, hasta que llega la hora de los Monty Python, y es que la escena de la orgía debe ser el último trabajo de los ingleses, porque no puede parar de reir.

★★☆☆☆ Mediocre

El perfume

Nos encontramos con una película que dicen que la dirige Tom Tykwer y realmente puede ser así hasta que pasa mas o menos hora y media y ocurre algo que comentaré después. Lo cierto es que nosé si por ir al cine a las 16.25 o por lo tostón de la película me quedé un poco frito durante la peli, y es que la única explicación que dan para que el hombre este se vuelva loco es que huele más de lo normal.

El principio es bueno, y hacía preveer algo más, con aquello de enfocar a los objetos que va oliendo, o lo del parto, está bastante bien. Luego el chico se empieza a buscar la vida y empieza el tostón, se carga a la primera chica por error, intentando que no grite, pero bueno como se puede ser tan bestia, en fin. Mas tarde se une al perfumero o perfumista como sea, se flipa y prepara 100 perfumes venga y que más. Mete un gato donde se hacen los aceites para los perfumes, madremía.

No hay nada interesante, hasta que llega la hora de los Monty Python, y es que la escena de la orgía debe ser el último trabajo de los ingleses, porque no puede parar de reir, con la lógica estupefacción inicial, la forma más ridícula de conquistar al pueblo, al padre de la chica muerta, e incluso al cura, jeje, y a la hora de despertarse, que descojone, pero de la sala entera eh!, pido que si alguien la vió en el cine me comente si la gente se rió o no, porque en mi sala fué tremendo. Un hombre de delante decía «Pero bueno, esto es increíble, esto es imperdonable», pero es que era tan absurdo que…

De lo peorcito, los que se han leído el libro dicen, que no explican muchas cosas que son vitales para entender al pobrecito protagonista, lo de siempre, el caso es que la adaptación a la gran pantalla es lo peor.
publicado por Nisuyaves el 28 noviembre, 2006

Enviar comentario

Leer más opiniones sobre

muchocine 2005-2019 es una comunidad cinéfila perpetrada por Victor Trujillo y una larga lista de colaboradores y amantes del cine.