Un ventilador en una habitación de hotel de mala muerte, un hombre totalmente enajenado revienta en drogas y alcohol pidiendo volver al infierno que lo marcó para siempre, de fondo la música The End de los Doors.

★★★★★ Excelente

Apocalipsis now

Un ventilador en una habitación de hotel de mala muerte, un hombre totalmente enajenado revienta en drogas y alcohol pidiendo volver al infierno que lo marco para siempre, de fondo la música THE END de los doors.  La desesperación de un espejo roto con un MARTIN SHEEN en pleno estado de interpretación gloriosa se marca uno de los principios más demoledores de la historia cinematográfica y lo mejor es que solo es el aperitivo.

El maestro FRANCIS FORD CPPOLA repetía con varios actores de la maravillosa el padrino como el incomparable MARLON BRANDO y ROBERT DUVALL además de lanzar a la fama a uno de los actores más desaprovechados del cine americano que incomprensiblemente quedo relegado a papeles de secundario o estrenos directo al DVD. Me refiero al genial actor MARTIN SHEEN recuperado últimamente gracias a infiltrados o al éxito televisivo el ala oeste de la casa blanca.

Entre los secundarios el autor de EASY RIDER DENNIS HOPPER, un jovencito LAURENCE FISHBURNE que todavía le faltaba bastante para subir al estrellato con MATRIX y una breve aparición del INDIANA JONES HARRISON FORD.

COPPOLA es uno de esos arranques que solo pueden tener los genios visionarios se largo a la selva para realizar la obra definitiva y nunca superada sobre el VIETNAM basado en la novela el corazón de las tinieblas aunque superándola sobradamente.

Todo en este filme es tan grandilocuente que roza lo grandioso como por ejemplo ese ataque aéreo con música de WAGNER, ese ROBERT DUVALL que obliga a sus hombres a practicar el surf en medio del bombardeo. No hay nada como el olor a NAPALM por la mañana es una frase que ya se puede considerar histórica. El milagro te deja sin aliento cuando al fin se encuentras esas dos almas en pena con un WILLARD que admira al hombre que tiene que eliminar. Entonces aparece MARLON BRANDO y conocemos el horror. Se nos golpea nuevamente con las cabezas empaladas en esa atmósfera de pesadilla tan irreal como pavorosa. Una densidad dramática casi imposible de superar que es sin embargo aplastada con el monologo de KURTZ y su muerte con la voz ronca de la pesadilla susurrando agónicamente el horror el horror.

Ningún filme me impresiono tanto de principio a fin con una perfección en todos sus apartados narrando una historia de demencia como jamás se atrevió nadie a contar.

Cuando escucho que su hija SOFIA COPPOLA tras triunfar con LOST IN TRANSLATION es prácticamente por muchos periodistas comparable al talento de su padre. Yo les diría que dejen la bebida y vean APOCALIPSIS NOW para no decir tales afrentas.

Lo mejor: Todo.
Lo peor: Que muchos no la recuerden como merece.
publicado por Andrés Pons el 19 marzo, 2008

Enviar comentario

Leer más opiniones sobre

muchocine 2005-2019 es una comunidad cinéfila perpetrada por Victor Trujillo y una larga lista de colaboradores y amantes del cine.