Iron Man es lo que parece, un entretenido divertimento que no defraudará a los seguidores del cómic ni a los espectadores que busquen acción a tope.

★★☆☆☆ Mediocre

Iron Man

Comienza la batalla para ver cuál de las grandes super producciones que se estrenarán en los próximos meses es la que logra llevarse el gato al agua y triunfar sobre las demás en la taquilla, salvando así los malos resultados obtenidos por los estudios en los primeros meses de 2008. Eso sin contar con Indiana Jones, naturalmente, que es el film más esperado del año y contra el que nadie podría luchar. Ni siquiera Iron Man.

Esta nueva adaptación cinematográfica de un cómic de Marvel sigue en la línea de todas las cintas de superhéroes de los últimos años: acción trepidante que no deja ni un momento de respiro al público. Lo que sí diferencia al film de Jon Favreau de los demás es que por lo menos está bien rodado y no oculta que su único fin es el puro entretenimiento. Aunque el tono patriotero de los primeros cuarenta minutos se los podía haber ahorrado, la verdad. Los personajes no tienen artificiosos dramas morales ni conflictos más allá de los puramente evidentes, que el guión ofrece debidamente masticados. Las escenas de acción están muy cuidadas, y no resultan mareantes al no abusar Jon Favreau de la cámara al hombro ni buscar planos imposibles plagados de efectos digitales. Unos efectos que por cierto, están muy conseguidos. Pero sin duda, la verdadera fuerza de la película reside en su extraordinario reparto. Y es que al contar con actores de la categoría de Robert Downey Jr., Jeff Bridges, Terrence Howard o Gwyneth Paltrow, consigues que la historia y los personajes adquieran un peso y una convicción que no existe en el guión.

Iron Man es lo que parece, un entretenido divertimento que no defraudará a los seguidores del cómic ni a los espectadores que busquen acción a tope. Además, cuenta con unos grandes actores que deben sacar adelante unos personajes correctos y que no resultan absurdos. Algo muy poco común en estos films, en los que estamos habituados a ver a actores como Willem Dafoe o Alfred Molina haciendo verdaderos esfuerzos para no caer en el ridículo.

Lo mejor: Su extraordinario y acertadísimo elenco.
Lo peor: No aporta nada nuevo y su tufillo patriotero inicial.
publicado por Francisco Bellón el 30 abril, 2008

Enviar comentario

Leer más opiniones sobre

muchocine 2005-2019 es una comunidad cinéfila perpetrada por Victor Trujillo y una larga lista de colaboradores y amantes del cine.