Este clásico dirigido por Martin Scorsese es uno de los films que catapultaron su fama y que consagró a Robert De Niro como uno de los mejores.

★★★★★ Excelente

Taxi driver

Para nadie es un misterio que Martin Scorsese sea considerado en la actualidad uno de los mejores directores de cine, con más de cuarenta años de carrera, más de sesenta premios en festivales y un puñado de películas de renombre son antecedentes más que suficientes para que sea considerado uno de los mejores cineastas en vigencia.   La gran mayoría de las películas de Scorsese poseen sus algunas constantes acerca de la violencia, el marcado machismo, el abuso de poder y la redención de sus personajes. En la imperdible Taxi Driver no escapa al molde más clásico del realizador, de hecho fue la crónica perfecta de los  EE. UU. Post  Vietnam, siendo una severa crítica a la violencia y corrupción de ese entonces en un desmoralizado país. Utilizó el material otorgado por el brillante guionista y director de cine Paul Schrader el cual fue escrito en un momento de desesperación de su vida personal. Acá Travis Bickle, ex veterano de VietMan, magistralmente personificado por Robert De Niro, narra en off su propia historia. Padece de un insomnio crónico y es un hombre muy solitario que sufre sistemáticamente del rechazo por parte de una sociedad ensimismada. Debido a ello se enrola como taxista para ganar dinero por la noche. Por las ventanas de su taxi el protagonista es testigo silencioso de lo más atroz de una vida nocturna de los suburbios de Nueva York, proxenetas, prostitutas, violentos, alcohólicos y desquiciados que pasean por las calles. Son muchas historias que se cuentan en paralelo pero que van sumando y a la vez afectando la percepción de este particular taxista que paulatinamente comienza a aborrecerlos. Iris una prostituta de 13 años interpretada por Jodie Foster, una de esas noches sube a su taxi, hecho que cambia su perspectiva tratando de alejarla de ese oscuro mundo y del proxeneta que la maneja (Harvey Keitel).  De a poco su furia hace que en su mente comience a forjar un cambio que podría venir de la forma más violenta con un acto ejemplar para que el  mundo lo escuche. Cine negro, con una fotografía que captura las húmedas y oscuras calles de ese entonces, fundidas con la banda sonora de Bernard Herrmann, crean la atmósfera necesaria para presentar un mundo muy parecido a Sodoma y Gomorra moderno.  La cinta obtuvo la Palma de Oro en Cannes, varios premios Bafta entregados en Londres y nominaciones al Oscar incluyendo a mejor película que fue finalmente fue para Rocky en 1976. Curiosidades y anécdotas acerca del film hay muchas Como olvidar la célebre frase “You talking to me?” (¿Me hablas a mí?) que la invento De Niro frente a un espejo y quedo grabada por el director que le encanto dicha improvisación. También el ataque a Ronald Reagan a inicios de los ochentas que fue efectuada por un fanático movido por esta la cinta según su propia confesión. Y por último, conocido por sus afanes  perfeccionistas el actor Robert De Niro trabajó un mes de taxista en New York previo al rodaje y justo después de haber ganado un Oscar por el Padrino 2, un cliente lo reconoció y se lamento porque le había ido tan mal después de tanto éxito.
publicado por David Lizana el 9 julio, 2009

Enviar comentario

Leer más opiniones sobre

muchocine 2005-2019 es una comunidad cinéfila perpetrada por Victor Trujillo y una larga lista de colaboradores y amantes del cine.