Dos horas y cuarenta minutos. Ese es el tiempo que Chistopher Nolan ha necesitado de metraje para crear una de las mejores cintas sobre superhéroes de la historia de la humanidad.

★★★★★ Excelente

El caballero oscuro (The Dark Knight)

Dos horas y cuarenta minutos. Ese es el tiempo que Chistopher Nolan ha necesitado de metraje para crear una de las mejores cintas sobre superhéroes de la historia de la humanidad.

En este recital de explosiones, acción y gadgets Batman ha regresado junto con dos de los mejores villanos de su historia. El reto era grande. Hacer olvidar las presencias de Nicholson y Tommy Lee Jones. A pesar de las críticas positivas que precedían a la que será posiblemente la película más vista de la historia del cine y sobretodo tras la desgraciada publicidad tras la muerte de uno de sus protagonistas, por no mencionar la leyenda negra que se ha generado tras las broncas de Bale y el accidente de coche Morgan Freeman ha generado una leyenda negra que has sumado morbo a su estreno.

Sin descanso durante toda la cinta el murciélago se enfrenta a los malos pero sobretodo a sí mismo. A pesar de ser el defensor de Gotham empieza a plantearse que será necesario un nuevo héroe que limpie las calles. La aparición del nuevo fiscal general será su principal candidato en la noche mientras un misterioso hombre maquillado se encargará de saquear los bancos de la ciudad.

Pocos se pueden resistirse a verse en una de las cintas que pasaran a la historia: Gary Oldman, Morgan Freeman, Aaron Eckhart, Michael Caine, el difunto Heath Ledger o sutilmente Cillian Murphy (Espantapájaros en la entrega anterior). Algunos cambios han sido a mejor, sin duda el de Katie Homes por Maggie Gylehhaal, ha sido de los más refrescantes e incluso convincentes. Mientras Christian Bale se crece como Batman y parece abonado a los grandes taquillazas, de ser uno e los nombres de cine independiente pasa al primer plano de los Blockbusters con su Terminador Salvation ya en el horno y bastante más cómodo como vengador de la noche es la pieza angular de un Batman más humano y sacrificado. Gotham se vuelve más luminoso y vengativo y los retos no sólo afectaran a los superhéroes y villanos, también a todos sus habitantes.

Giros, algunos esperados y otros no tanto, algunas situaciones muy propias de los comics y la técnica a favor del superhéroe ha logrado que todos los espectadores, sobretodo aquellos que no hayan visto las anteriores olviden a Burton y Schumacher en forma de hacer y en estética. Es decididamente un nuevo inicio para Batman que, tras la magnífica Batman Begins ,sigue con la estela para convertirse en una nueva franquicia con poco que ver con sus predecesoras obviando los personajes antiguos y las viejas rencillas del Gotham gótico que se fraguó en los noventa y llegando al siglo XXI renovado y adaptado al público joven y nuevo pero respetando a los fans de toda la vida. Y es que los comics y sus adaptaciones están viviendo una nueva etapa dorada de la que afortunadamente estamos dando buena cuenta.

Es difícil no hablar del Oscar póstumo para Ledger con un Joker bastante más tétrico y perturbado que el de su predecesor Nicholson (mal que nos pese) ya que parece una apuesta segura y la película cosechará varios galardones más, sin duda los técnicos están en el bolsillo y alguno en categorías mayores caerá, auqneu sólo sea nominación, porque ahora el cine de divertimento en Hollywood vuelve a ser valorado como debe. Y porque, efectivamente, El Caballero Oscuro es una de las mejores películas del año.

Lo mejor: La siniestra interpretación de Bale y Ledger.
Lo peor: Que parezca que alabar al fallecido actor parezca más una obligación que una realidad. Cualquier premio que obtenga será bien merecido.
publicado por Ana Belén Pacheco el 15 agosto, 2008

Enviar comentario

muchocine 2005-2019 es una comunidad cinéfila perpetrada por Victor Trujillo y una larga lista de colaboradores y amantes del cine.