Radio encubierta

Richard Curtis escribe de maravilla y también ha dirigido una película, Love Actually, con gran acierto. Esta "Radio encubierta" prometía ser un plato fuerte lleno de buenos momentos, como las películas que escribe y dirige. La decepción ha sido mayúscula.

Con un elenco envidiable, de lo mejorcito en años, la película prometía ser un alegato sobre la rebeldía en una época gris, pero se convierte en un infantil panfleto previo a mayo del 69 en el que no existe mensaje alguno salvo tópicos y más tópicos sin sustancia.

Una radio que emite rock and roll durante 24 horas, con unos personajes de los que no sabemos absolutamente nada salvo que se pasan el tiempo entre micrófonos, mujeres y drogas, pretende simpatizar con un espectador que ve, por el lado estirado inglés, a un Kenneth Branagh caricaturizado en exceso representando al represor estado inglés. Parece más un cómic que una película representativa de la época.

La selección musical es gloriosa, los actores están inmensos, pero la historia es un cúmulo de anécdotas que no ayudan a entender el por qué esa gente hizo eso ni lo está haciendo. Tal vez esta gente no tenía ningún sentido en hacerlo en la vida real y simplemente se dejaban llevar, pero para una película necesitas personajes con chicha y no personajes simplones, tópicos.

Se hace larga.

Lo mejor: La selección musical y los actores
Lo peor: El guión
publicado por Israel 'Yojimbo' Nava el 8 noviembre, 2009

Enviar comentario

Leer más opiniones sobre

muchocine 2005-2019 es una comunidad cinéfila perpetrada por Victor Trujillo y una larga lista de colaboradores y amantes del cine.