La parte técnica por muy buena que sea no es suficiente para hacer que una película sea una obra maestra emocionante e inolvidable.

★★★☆☆ Buena

El curioso caso de Benjamin Button

David Fincher, director de clásicos modernos como Se7en y El Club de la Lucha (ambas con Brad Pitt también) ahora dirige una película que nada tiene que ver con sus anteriores trabajos, mucho más transgesores.

El Curioso Caso de Benjamin tiene aroma a clásico de toda la vida con historia de amor que supera todo tipo de barreras: el tiempo, la edad, la muerte… Técnicamente es perfecta, las caracterizaciones son increíbles, sobre todo la de Cate Blanchett en su etapa más anciana.

Sin embargo, la parte técnica por muy buena que sea no es suficiente para hacer que una película sea una obra maestra emocionante e inolvidable. Y esto es lo que le ocurre al Curioso Caso de Benjamin Button, que no llega a ser tan buena como debería, no emociona tanto, los personajes no se meten bajo tu piel, ni sientes lo que ellos sienten en cada momento, tal vez yo le pedí demasiado a este film, pero no era para menos con un director como David Fincher y una historia que prometía mucho.

Brad Pitt estuvo increíble en 12 Monos, en Seven, en El Club de la Lucha y en algunas otras películas, sin embargo, aquí vuelve a ser el Brad Pitt de Troya, un ser anodino sin expresión facial, en algunos momentos esto sólo se intuye bajo una gran capa de maquillaje, sobre todo cuando está caracterizado como más anciano, pero a medida que el maquillaje va desapareciendo al rejuvenecer el personaje, se va desvelando la pobre actuación de Brad Pitt, su nominación al Oscar es normal, ya que éstos premios son puro marketing y aunque también aparecen de vez en cuando buenas actuaciones y películas, la publicidad que han hecho las productoras de determinas películas suele imponerse sobre cualquier otro criterio cinematográfico.

Nunca pensé que preferiría una película dirigida por Ron Howard antes que una de David Fincher, pero esta vez, Frost/Nixon ha superado a Benjamin Button, aunque tal vez tenga que ver con las expectativas que tenía con cada una, 0 para la primera y muchas para la segunda; malditas expectativas… no volveré a hacerlas caso.

Lo mejor: La fotografía y las caracterizaciones.
Lo peor: Brad Pitt y la falta de emoción de algunos momentos.
publicado por Patricia Pérez el 11 febrero, 2009

Enviar comentario

Leer más opiniones sobre

muchocine 2005-2019 es una comunidad cinéfila perpetrada por Victor Trujillo y una larga lista de colaboradores y amantes del cine.