Pequeñas mentiras sin importancia (les petits mouchoirs)

Un grupo de amigos se reúne todos los veranos en una casa en la costa, la cual pertenece a uno de ellos, Max, un triunfador en lo que a negocios se refiere. Pero esta vez lo harán todos a excepción de uno, que permanece ingresado en un hospital por un grave accidente.

Con este argumento, el director Guillaume Canet, profundiza en la fragilidad humana, tratando los sentimientos reprimidos que todos llevamos dentro y que tanto nos cuesta  sacar al exterior, esas pequeñas mentiras, pero que en situaciones de alta tensión emocional acaban por salir, provocando una reacción en cadena en los demás individuos que nos rodean. Lo cual crea algún roce entre los amigos, enfrentamientos en las parejas y la reflexión individual sobre sí mismo de cada personaje. Con unos toques de humor para no hacer muy densa la trama.

Estupenda Marion Cotillard, que interpreta el papel de la perfecta amiga que todos tenemos o quisiéramos tener, enamorando a la cámara al mismo tiempo.  El resto del reparto bastante correcto. Una muy bien escogida banda sonora y una agradable fotografía, sobre todo en las escenas de la costa.

 Recomendable largometraje para un público adulto, absténganse de ir a verla, los aficionados a las películas de acción, y efectos especiales.

Tímidos aplausos al finalizar la proyección
Lo mejor: Marion Cotillard
publicado por Jose Garcia Martinez el 7 abril, 2011

Enviar comentario

Leer más opiniones sobre

muchocine 2005-2019 es una comunidad cinéfila perpetrada por Victor Trujillo y una larga lista de colaboradores y amantes del cine.