(obra maestra del cine de entretenimiento, una aventura de las de toda la vida, narrada con auténtica maestría)

★★★★★ Excelente

Las aventuras de tintín, el secreto del unicornio

Existe un plano secuencia en Las aventuras de Tintin: El secreto del unicornio, que termino por convencer a este humilde escriba, de que estaba frente a una obra maestra del entretenimiento. Se trata de una persecución (con motos, coches, perros y halcones)  frenética que deja con la boca abierta, y provoca que el respetable quiera levantarse y aplaudir la maestría de Spielberg a la hora de hacer cine palomitero.  Un servidor, nada más terminar la secuencia, no pudo más que girarse a su acompañante, y expresar, de la forma más chabacana posible: “esta película es la polla”.

 

Lo que podría haberse convertido en un bodrio infumable, teniendo en cuenta los muchos contras de la propuesta, encabezados por el motion capture que tanto quebraderos de cabeza ha dado a Zemeckis, ha terminado como una de las películas del año. Uno de esos films para disfrutar, para divertirse, para encariñarse con los personajes. En definitiva, otro acierto más en la carrera del rey Midas de Hollywood.

 

El secreto del unicornio es una gran aventura (que mira de tú a tú al viejo Indiana Jones) que destaca por ser un festín visual de máxima categoría.  Un enorme espectáculo en el que cada set piece (el aterrizaje en el desierto, la huida del barco, Milú persiguiendo el coche) se convierte en un momento memorable. Y lo mejor de todo, la animación: en muchas ocasiones uno se olvida de que esta frente a bichejos animados, y si no fuera por los rasgos exagerados (narizotas, orejas) podría pasar como un film convencional.

 

Pero existen dos secuencias que mantienen a Tintin en la memoria: por un lado, la persecución citada en la introducción, simplemente de diez, y en segundo lugar, el flashback de Rackhman el rojo, dónde Spielberg da muestra de una imaginación sin límites, a la hora de realizar las transiciones entre presente y pasado. Este flashback, de ambientación pirata, es mejor que toda la saga protagonizada por Johnny Depp, os lo aseguro.

 

Destacaremos a Andy Serkis, el rey del motion capture (que merece una nominación al Oscar por su papel de César en El origen del planeta de los simios), y todos los secundarios (Daniel Craig, Simon Pegg, Nick Frosto) siendo Tintin, curiosamente, el personaje menos interesante, aunque no por ello, menos destacable.

 

No se me ocurre mejor película para cerrar el año, que la que nos ocupa. Un sobresaliente, y matrícula para Spielberg, que no con seguía emocionarme de esta manera desde Parque Jurásico. ¿Fidelidad al cómic? Vaya usted a saber; servidor no ha leído un tebeo de Hergé en su vida, pero supongo que los excelentes títulos de crédito harán las delicias de los aficionados a las cómics.

 

Más orgulloso que nunca de llevar tupe. 

Lo mejor: La persecucción en moto y el flashback de Rackhman
Lo peor: Ciertas concesiones al humor infantiloide que se pasan por alto
publicado por Alberto Zamora López el 10 noviembre, 2011

Enviar comentario

muchocine 2005-2019 es una comunidad cinéfila perpetrada por Victor Trujillo y una larga lista de colaboradores y amantes del cine.